miércoles, setiembre 26, 2007

Flores de Cempasúchil

A principio de este mes, comencé a ver que en el huerto que se encuentra justo a un lado de la planta donde están las oficinas donde trabajo, había ya plantitas crecidas de la flor de cempasúchil, estas Irán creciendo durante todo septiembre y octubre y el dìa 30 de octubre las comienzan a cortar para venderlas en la carretera, en los panteones y en el mercado de Xochimilco; yo teniéndolas tan cerca cada año compro un buen ramo para ponerla en mi ofrenda personal, dejo información mas técnica de la flor y una foto de cómo están ahora las plantas creciendo.

Cada año, a principios de noviembre, el cálido color amarillo de sus flores adorna los altares de muertos, de aquellos que se nos han adelantado en el camino. Se trata de la planta conocida entre los botánicos como Tagetes erecta y comúnmente denominada: 'clavelón', 'cempasúchil', 'cempoalxóchitl', 'flor de muertos', 'cempoal' o 'flor de los veinte pétalos'. Esta planta herbácea, que alcanza una altura de entre 50 y 100 cm, es originaria de México y actualmente se distribuye de forma silvestre desde México hasta Centroamérica. En México habita en diversos tipos de ecosistemas, como selvas tropicales de hoja caduca, bosques espinosos, bosques de niebla y bosques de pino-encino, que pueden encontrase en los estados de Sinaloa, San Luis Potosí, México, Tlaxcala, Puebla, Veracruz y Chiapas.
Es una planta anual, es decir que completa su ciclo de vida en un año, a lo largo del cual crece (a partir de semillas), se desarrolla, florece (desde finales de primavera hasta otoño) y, finalmente, muere.
En el siglo XVI, esta planta fue llevada de América a Europa, y a lo largo de cientos de años se han desarrollado alrededor de unas 100 variedades de cempasúchil, entre las que se encuentran: Antigua, Atlantis, Cortez, Discovery, Galore, Inca, Jubilée, Ladies, Marvel, Perfection, Piezas de Oro y Vanilla.
Por el tipo de flores que presenta, esta planta se clasifica dentro de la gran familia botánica conocida como Asteraceae (antes denominada Compositae), caracterizada por su diversidad de tipos de plantas con flor. Con cerca de 20 000 especies, como los crisantemos, las dalias y las margaritas, algunas plantas de esta familia tienen gran importancia económica, ya que son utilizadas con fines ornamentales.
Flores compuestas y amarillas
Para los ojos de la gente común, la flor del cempasúchil parece una sola flor, pero no es así para un botánico o para quien realice un detenido estudio y observación de ella. Desde el punto de vista científico, no se trata de una sola flor, sino de un conjunto de flores, es decir, de una agrupación de pequeñas flores conocidas como 'inflorescencias', que se encuentran agrupadas en una sola cabeza floral.
De hecho, Compositae, el antiguo nombre que recibía la familia Asteraceae, hace referencia a esta característica: el conjunto de flores individuales forman una flor 'compuesta'.
Generalmente, la flor compuesta -en forma de pompón- llega a medir hasta 7 cm de diámetro y es de color amarillo, aunque también puede ser de color oro, anaranjado o café-rojizo. Sus colores se deben a la presencia de un grupo de pigmentos conocidos como carotenos.
Usos del cempasúchil
En México esta flor reviste gran importancia tanto cul-tural como económica. Los pigmentos de sus pétalos, por ejemplo, se extraen para mezclarse con el alimento para las gallinas ponedoras y los pollos de engorda. Con ello se logra que la yema del huevo presente un intenso color y la piel de los pollos sea más amarilla y, por lo tanto, más atractiva para los consumidores.
Figura 1. Diferentes vistas de las estructuras de las flores compuestas de una de las especies de Tagetes.L. Watson y M. J. Dallwitz, The families of flowering plants: descriptions, illustrations, identification, and information retrieval, 1992.
Los carotenoides obtenidos de estas flores también se utilizan en la medicina, pues de ellos se obtiene la luteína, sustancia que actúa como un nutriente antioxidante que protege las células de nuestro cuerpo, en especial aquellas que conforman el tejido de la retina. Es, además, un excelente vermífugo y estimulante del apetito.
Por otro lado, el uso ritual del cempasúchil, de herencia prehispánica, es quizá el más difundido. En todo el país, durante la celebración de día de muertos, las tumbas y los altares dedicados a los difuntos rebosan de estas flores, pues se tiene la creencia de que su color encendido iluminará el camino de las almas que vienen a visitarnos los primeros días de noviembre.
Ficha técnica
Nombre común: Cempasúchil, flor de muertos.
Nombre científico: Tagetes erecta.
Tamaño: Entre 50 y 100 cm de altura.
Flores: Flor compuesta en forma de pompón, generalmente de color amarillo; pueden florecer entre 70 y 90 días después de haberse sembrado.
Propagación: Por medio de semilla. Se recomienda plantarla entre los meses de diciembre y abril.
El cempasúchil es una hierba anual que se clasifica dentro de la familia Asteraceae,antes Compositae.
Bibliografía
HEYDEN, D., "Jardines botánicos prehispánicos", en Revista Arqueología Mexicana, 2002, Vol X, núm. 57.


La información fue tomada de la siguiente pàgina: http://www.correodelmaestro.com/anteriores/2004/noviembre/3anteaula102.htm